Datos biográficos

Herrera_Casado_2014

Antonio Herrera Casado nació en Guadalajara (1947) y vivió siempre en esta ciudad, en la que estudió primaria (en las francesas) y secundaria (en el Instituto “Brianda de Mendoza”). Cursó después los estudios de Medicina, (en la Universidad Complutense de Madrid) en los que se licenció en 1970, siguiendo después sus tareas de investigación para obtener el doctorado, en 1987, en Historia de la Ciencia.

Como profesional de la Medicina, decidió practicarla en Guadalajara, como médico de cabecera, y como especialista en Rehabilitación y en Otorrinolaringología, especialidad ésta en la que alcanzó a ser profesor de la misma en la Universidad de Alcalá. Jubilado de sus actividades profesionales y docentes en 2012, ha seguido actuando como ciudadano de a pie, entusiasta de los libros, de la lectura, de la comunicación, de la amistad y de la cultura.

Comenzó a colaborar en 1967 en los periódicos de Guadalajara (“Flores y Abejas” y “Nueva Alcarria”) con escritos literarios y estudios divulgativos sobre la historia y el patrimonio de la provincia. En 1974, tras haber presentado dos libros (“Glosario Alcarreño, tomo I, Por los caminos de la Alcarria”, y “Monasterios y Conventos de la provincia de Guadalajara. Notas para su estudio”), fue nombrado por la Diputación Provincial como Cronista Oficial de la provincia de Guadalajara, comenzando entonces una etapa de intensa actividad organizativa, que supuso la participación muy activa en las tareas culturales de la Institución Povincial de Cultura “Marqués de Santillana”, colaborando en la creación de su “Aula de Historia”, los “Encuentros de Historiadores del Valle del Henares”, el Club de Opinión y Cultura “Siglo Futuro” y muchas otras intervenciones que supusieron siempre una militancia activa en pro del conocimiento de la historia, el patrimonio, y las raíces de la provincia de Guadalajara.

Nombrado en 1987 Académico Correspondiente de la Real Academia de la Historia, fue también nombrado Académico de la Real Academia Madrileña de Heráldica y Genealogía, así como activo colaborador en otras instituciones culturales. En 1994 le fue concedida la “Abeja de Oro” de la provincia, y en 2011 fue nombrado “Hijo Predilecto de Castilla – La Mancha”.

Su obra escrita es muy densa. Ha llegado a publicar 80 libros distintos, algunos reeditados varias veces. Su obra principal es “Crónica y Guía de la provincia de Guadalajara”, publicada por primera vez en 1983 y luego reeditada en 1988. Su versión más reciente, de 2017, está ofrecida en formato digital. Con ocho mil ejemplares en total, que hoy son difíciles de encontrar, aunque –reconocido públicamente por muchos– es el libro capital en el que empieza consultando cualquiera que quiera emprender un estudio, por mínimo que sea, sobre la provincia y sus poblaciones. Este libro, con casi mil páginas en tamaño de folio mayor, muchos dibujos, planos y fotografías, muestra información sobre la provincia en general, y sobre sus pueblos, agrupados en las cuatro comarcas que forman la provincia (Alcarria, Campiña, Sierra y Señorío de Molina) y por orden alfabético dentro de cada una de ellas.

Ha escrito también monografías sobre los principales pueblos de la geografía, y entre ellos cabe destacar los libros dedicados a Sigüenza, una ciudad medieval; a Tendilla, historia y arte; a Pastrana, villa principesca; a la ciudad de Guadalajara, una ciudad que despierta; a Cifuentes, villa condal; a Molina de Aragón y sus veinte siglos de historia; al Valle del Henares y sus pueblos de la orilla derecha, al Desierto de Bolarque; al Románico de Guadalajara, a los palacios del Infantado y de don Antonio de Mendoza en Guadalajara; a su Capilla de Luis de Lucena; al complejo constructivo de la duquesa de Sevillano y su Panteón; a la Ruta del Arcipreste de Hita, a Almonacid de Zorita, a Brihuega, la roca del Tajuña…

Especialmente interesantes han sido sus estudios y libros sobre heráldica provincial, con una colección entera de libros hoy agotados, como los dedicados a la Heráldica Municipal, a la heráldica de la ciudad de Guadalajara, de Molina y su Tierra, de la Alcarria, de la catedral de Sigüenza, de los templos y casonas de Hita, etc…

Interesantes estudios biográficos ha dedicado a don Antonio de Mendoza y Luna, virrey del Perú; al doctor Juan Creus, pionero de la cirugía española; y a los grandes Mendoza alcarreños, como el Marqués de Santillana y su hijo el Gran Cardenal de España.

Una de las más importantes obras de Herrera Casado fue su gran estudio sobre “El Renacimiento en Guadalajara” en el que reúne toda la información hasta entonces existente sobre el momento clave (finales del siglo XV y todo el XVI) del cambio de mentalidad que supone centrar el mundo sobre el Hombre y retirando a Dios de ese centro, consolidando el Humanismo en el que, con tantos nuevos matices, todavía vivimos.

Es autor además de una densa obra de investigación sobre la evolución histórica de la especialidad médico-quirúrgica que practico durante 40 años, la Otorrinolaringología. Su obra “Historia de la Otorrinolaringología  en España” supuso el reconocimiento de los ámbitos científicos, médicos y de Historia de la Ciencia, de nuestro país, habiendo participado desde el momento de su publicación (2009) en numerosos congresos, encuentros y seminarios sobre el tema del desarrollo de la ciencia española.

Su tarea como escritor, como historiador, y como colaborador en la prensa local con más de 2.100 artículos monográficos, se ha visto complementada con la creación de una empresa editorial (Aache Ediciones de Guadalajara) que ha mantenido activa desde 1988, en una tarea difícil y perseverante, y en la que ha llegado a promover más de 600 títulos de libros que han tratado sobre Guadalajara y sobre Castilla-La Mancha. Herrera Casado, en ese sentido, ha realizado una tarea cultural de tal envergadura que posiblemente solo podrá ser tenida en cuenta y valorada objetivamente cuando pase mucho tiempo.

En la actualidad vive retirado en su ciudad natal, participando a veces con conferencias, presentaciones de libros y colaboraciones periodísticas, en las que su opinión respecto a la historia, el patrimonio y la promoción cultural en Guadalajara es tenida en cuenta, por algunos, y en ocasiones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *