Los Escritos de Herrera Casado Rotating Header Image

Notas sobre el escudo heráldico de Pastrana

 

Vamos a retomar hoy el tema de los escudos heráldicos, que me consta tiene tantos seguidores y aficionados. Y lo vamos a hacer concretamente en torno al escudo heráldico municipal de la villa alcarreña de Pastrana. Recientemente la Caja de Ahorro Provincial de Guadalajara ha editado un libro, del que soy autor, que viene a ampliar un tanto el panorama del estudio sobre la heráldica de nuestra provincia, y bajo el título de Heráldica Alcarreña presenta a lo largo de 150 hojas todos los escudos que tallados en piedra o pintados sobre retablos y sepulcros se conservan en la Alcarria Baja, especialmente en Pastrana, Mondéjar, Almonacid de Zorita y Albalate, Tendilla, Fuentelencina, Almoguera, etc.

Entre ellos aparece, por supuesto, el escudo heráldico del Municipio pastranero, que entre otros muchos ejemplos se encuentra tallado en piedra y colocado sobre el rojizo ladrillo de la fachada de su Ayuntamiento. Es concretamente ese tema el que sirve de portada al libro que acabo de referir.

Sobre el escudo de Pastrana, que por cierto acompaña a estas líneas (figura 1), se ha escrito mucho y no se ha llegado aún a una solución definitiva. El hecho es que hoy está reconocido de forma oficial tal como aparece en la fachada de su Casa Consistorial, y viene a ser, en la descripción un tanto complicada pero certera del idioma del blasón, el siguiente: escudo español, partido. En el cuartel derecho, de azur, banda de plata y dos flores de lis de oro. Carga sobre ellas una letra pe, mayúscula, de sable, fileteada de gules. En el cuartel izquierdo, de plata, al punto de honor una cruz flordelisada de gules, y en el resto espada de oro, y una calavera en su color. Al timbre, la corona real cerrada, propia del régimen monárquico legalmente establecido.

Para llegar a la utilización de este emblema, un tanto complicado, han tenido que pasar múltiples avatares. La referencia mas antigua al escudo de la villa, la hemos encontrado en la «Relación Topográfica» enviada en 1576 al rey Felipe II, cuyo original se conserva en la Biblioteca del Real Monasterio de San Lorenzo de El Escorial. En dicha Relación, suscrita por los vecinos Nicolás Hernández de Heredia y Fabián Cano, se dice que «el escudo de este pueblo fué un hábito de Calatrava, por haber sido de dicha orden e fundado por los Maestres, y agora despues que fué de señorio trae una cruz blanca» (1).

Ello nos hace pensar, y parece claro que en un principio, y desde la Edad Media, posiblemente desde que en 1369 le fué concedido el título de Villa por el Maestre Pedro Muñiz, Pastrana trajo por armas municipales una cruz roja flordelisada, que luego transformó en cruz blanca. El hecho es que en 1539, cambió sobre ella el seño­río que ostentaban los caballeros calatravos, pasando a pertene­cer al de la familia de la Cerda. Durante este señorío, que se prolongó hasta el siglo XIX, Pastrana tuvo por armas la cruz, aunque en ocasiones le fueron añadidas, o incluso suplantadas por ellas, las armas de sus señores los duques de Pastrana, que usaban las propias de los apellidos Mendoza, Silva y la Cerda (2). No es raro, pues, que ya desde el siglo XVI se intentara adoptar por armas de la villa la mezcla de los Mendoza y La Cerda, poniendo en el campo principal del escudo una banda escoltada de dos flores de lis.

Pero para centrar el tema de la evolución histórica del escudo heráldico de la villa de Pastrana, recogemos aquí un documento hasta ahora inédito, y que hemos tenido la fortuna de hallar en la sección de manuscritos de la Biblioteca Nacional. Se trata de la magnífica descripción que de la villa hace, a finales del siglo XVIII, en mayo de 1787 concretamente, don Francisco José Fernández de Beteta, y en la cual se recoge en breves líneas la exacta definición del escudo que entonces tenía la villa de Pastrana como propio (3). La descripción que da este escritor pastranero de su escudo heráldico municipal es textualmente la siguiente: «Sus armas, son un escudo en cuyo fondo se ve una P con una barra atravesada en ella desde la izqda a la dra y en los ángulos, que forma, unas flores de lis. He procurado antes de aora averiguar el origen y motivo destas Armas, y no he podido conseguirlo, y así confieso ingenuamente que no me consta».

Pero a principios de este siglo, y a instancias del Ayuntamiento local, se compuso un nuevo escudo municipal, que venía a fundir las armas ya utilizadas anteriormente, añadiéndole nuevas figuras representativas de romántica leyenda que decía: «Pastrana defenderá la Cruz con la espada hasta la muerte» (4). Desde entonces se ha venido utilizando, de forma tradicional, y ampliamente difundida, viéndose tallado este escudo en piedra sobre la fachada principal de la Casa Ayuntamiento. Son, en definitiva, estas notas una aportación más para centrar el origen del emblema municipal de Pastrana, tan definitorio de su esencia.

Notas

(1)  MEMORIAL HISTÓRICO ESPAÑOL, Tomo XLIII, «Relaciones Topo­gráficas de España: Relaciones de pueblos que pertenecen hoy a la provincia de Guadalajara», Edit. Real Academia de la Historia, Madrid, 1905, pp. 183 y ss.

(2) acerca de la historia de Pastrana, ver PÉREZ CUENCA, M.: Historia de Pastrana y sucinta noticia de los pueblos de su partido, Madrid, 1871; SANTAOLALLA LAMAS, M.: Pastrana, apuntes de su historia, arte y tradiciones, Tarancón, 1979; PRIETO BERNA­BÉ, J.M.: La venta de la jurisdicción de Pastrana en 1541, C.S.I.C., Madrid, 1986

(3) Relación de la villa de Pastrana, escrita por don Francisco José Fernández de Beteta, en 1º mayo 1787, enviada al geógrafo de S. M. D. Thomas Mauricio López. Biblioteca Nacional de Madrid, sección Manuscritos, nº 7300.

(4) En el Ayuntamiento de Pastrana, existe un gran cuadro en el que sobre pergamino aparece escrita con pormenor la justificación de esta leyenda y su equivalencia heráldica. Nuestro buen amigo y maestro el heraldista don Fernando del Arco sostiene que esta leyenda se fragua sobre un emblema ya perfecta­mente establecido, perteneciente a un hidalgo pastranero, fami­liar del Santo Oficio, y cuyo apellido comenzaba con P, de ahí que se utilizara en el escudo. De todos modos, vemos cómo el emblema tradicional y primitivo de Pastrana es de origen al menos de dos siglos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.